La compañía británica de telefonía inalámbrica Vodafone estudia lanzar una oferta para hacerse con el 65 por ciento de la compañía Werizon Wireless que no controla por 160.000 millones de dólares, según el diario 'Financial Times'. Algunos accionistas de Vodafone habían pedido a los gestores de la compañía que se desprendieran de su participación en Verizon Wireless. Las acciones de Verizon se han disparado más de un 10 por ciento en la preapertura del mercado norteamericano.