Recogida de beneficios en las plazas europeas. La renta variable española no levanta cabeza y menos después de conocer el aumento del paro que se registra en el mes de septiembre. El Ibex 35 se deja un 1,36% y se hunde hasta el nivel de los 11.300 puntos con Cintra y Ferrovial al frente de los descensos. En el mercado de divisas, el euro-dólar se cambia por 1,4548 unidades mientras el precio del crudo se sitúa en el entorno de los 67 dólares/barril.

El color rojo no se ha despegado de los índices europeos. El miedo permanece a media sesión entre los inversores que no encuentran alicientes que les hagan dejar de temblar –el Ibex 35 cae un 1,36% hasta los 11.365 puntos-. El mercado no encuentra resguardo en las referencias macroeconómicas que una vez más vuelven a pesar, y mucho, sobre la renta variable. Esta vez el jarro de agua fría procede del dato de paro en nuestro país que encadena dos meses de ascensos –y sube en 80.367 personas en septiembre-. Sin embargo, el pequeño respiro llega de la mano de la producción industrial en la eurozona que registra un aumento del 0,4% en el mes de agosto –aunque caen un 7,5% en tasa interanual-. Con este escenario, el Dax alemán cae un 0,7%, el Cac 40 de parí baja un 1,22%, el FTSE100 desciende un 0,65% mientras el Eurostoxx50 lo hace un 1,04%.

Mayoría de órdenes vendedoras en el selectivo español. Tan sólo dos valores en positivo, FCC que suma un 0,25% y OHL que repunta un 0,11%. Una tendencia que no se repite en el resto del sector constructor, Ferrovial encabeza la tabla con caídas superiores al 4%, Sacyr Vallehermoso se deja un 1,88% y ACS cae un 0,63%. Las ventas se imponen también entre las compañías ligadas al sector de las materias primas. Es el caso de Técnicas Reunidas que se deja más de un 3%, un 1,99% baja Acerinox mientras Arcelormittal lo hace un 1,67%. Por su parte, Repsol YPF sufre una penalización del 1,37% pese a la mejora de recomendación que hace JPMorgan sobre sus títulos a neutral desde infraponderar. Del resto de los pesos pesados, Iberdrola baja un 1,37%, BBVA cae un 1,87%, Santander pierde un 1,64% mientras las acciones de Telefónica desciende un 1,21%.

El resto del sector bancario no es la excepción y los números rojos visten sus títulos. Banesto cae un 1,87%, Banco Popular baja un 1,73% mientras Banco Sabadell se deja un 0,87%. Un día antes de que Bankinter pague un dividendo bruto de 0,073 euros por acción, la segunda retribución al accionista con cargo a los resultados del ejercicio 2009, desciende un 1,18%.

Si embargo, gran parte de la atención del mercado recae sobre los títulos de Iberia. La compañía, que se deja un 1,16%, se encuentra en el punto de mira, junto con British Airways (BA) y American Airlines tras las acusaciones que llegan desde la Comisión Europea por pretender restringir indebidamente la competencia en las rutas transatlánticas. En medio de las informaciones que llegan sobre la cada vez más próxima fusión entre Iberia y BA, Alberto Espelosín, director de análisis de IberCaja Gestión asegura que “las perspectivas de futuro son positivas para la aerolínea española, lo que podría justificar precios objetivos por encima de los 2 euros”. Además, este experto señala que, “en la medida en que el precio del petróleo siga relativamente estable y exista cierra recuperación económica mundial no habrá problema para que la compañía siga manteniéndose en esa zona”.

Dentro del mercado continuo, Realia se convierte en la estrella de la sesión con una subida superior al 10%. El mercado premia así el cierre definitivo de la refinanciación de su deuda que asciende a 1.000 millones de euros de forma que su amortización se extenderá hasta finales de 2012. En números verdes, Barón de Ley suma un 2,29%, Vueling repunta un 2,18% mientras Cleop lo hace un 2,10%. Del lado de los descensos, Sol Meliá se deja un 4,77%, EADS cae un 4,33%, Natraceutical pierde 4,17% mientras PRIM sufre una penalización del 3,94%.