La compañía estadounidense de mensajería y logística UPS obtuvo un beneficio neto de 533 millones de dólares (401 millones de euros) en los tres primeros meses del ejercicio, lo que representa un aumento del 32,9% respecto al mismo periodo de 2009, informó la empresa. La cifra de negocio de la multinacional con sede en Atlanta creció un 7,2%, hasta los 11.728 millones de dólares (8.824 millones de euros), tras aumentar un 2,2% la facturación de su división de paquetería en EEUU y un 17,8% a nivel internacional.