Esta misma tarde, el Eurogrupo (ministros de Finanzas del área) tratará de fijar una posición común sobre esta cuestión de cara a la reunión del G-7 (en el que participan tres países de la zona euro: Francia, Alemania e Italia) a finales de este mes en Washington.La fuerte subida del euro
, que se sitúa ya por encima de 1,41 dólares la unidad, genera preocupación en Europa, por el efecto negativo sobre las exportaciones y el riesgo de que acabe afectando al crecimiento.El primer ministro luxemburgués y presidente del Eurogrupo, Jean Claude Juncker, se mostró partidario la semana pasada de pedir a Estados Unidos que actúe para reducir sus déficit comercial y corriente y permitir la apreciación del dólar.