Toll Brothers informó el miércoles que sus ingresos por construcción en el segundo trimestre fiscal cayeron un 51% debido a que el mercado de la vivienda continuó contrayéndose y la constructora de viviendas de lujo vendió menos comunidades.  Sin embargo, la empresa señaló que hay algunos signos que muestran que el congelamiento del mercado de la vivienda podría estar comenzando a ceder.  "Con las tasas de interés en un mínimo histórico, la asequibilidad de los precios de las viviendas en un máximo histórico y la confianza de los consumidores comenzando a mejorar, creemos que más compradores están empezando a ingresar el mercado de vivienda", indicó Robert I. Toll, titular del directorio y presidente ejecutivo.  Los ingresos por construcción de viviendas, esencialmente todos los ingresos de Toll Brothers, cayeron un 51% a 398,3 millones de dólares en el trimestre concluido al 30 de abril debido a que los cierres de operaciones bajaron un 47% a 648 unidades.