Apertura con mayoría de las bolsas europeas, a la espera de novedades en torno al brexit. Bajan el selectivo español e italiano, donde los bancos sufren la resaca de las subidas de ayer. El euro cede frente al dólar y los precios del petróleo caen.

Las bolsas europeas suben hoy pendientes del brexit

Las principales bolsas europeas abren la sesión con mayoría de subidas tras cerrar ayer con tendencia mixta, a pesar del impulso del sector del automóvil y especialmente del bancario tras la publicación por parte de la agencia Reuters de una información en la que, citando fuentes cercanas al BCE, señalaba que la máxima autoridad monetaria de la eurozona estaría estudiando opciones para una facilidad de depósito de múltiples niveles, lo que protegería a los prestamistas de al menos parte del coste adicional de mantener el exceso de liquidez.

Así, en los primeros compases de la jornada del jueves, Fráncfort avanza un 0,07%; Londres, un 0,36% y París, un 0,05%; mientras que Milán se deja un 0,07%. El Euro Stoxx 50 repunta un 0,06%.

Una jornada más, la atención de la renta variable del Viejo Continente se centra en las novedades procedentes de Reino Unido en torno al brexit.

La primera ministra británica, Theresa May, se comprometió ayer a dimitir, en una apuesta por salvar su acuerdo de salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE). Sin embargo, el gesto de la `premier´ fracasó al declarar su aliado político, el Partido Unionista norirlandés (DUP) que continuaría rechazando su acuerdo, lo que probablemente condene el mismo.

Además, los legisladores no alcanzaron mayoría en ninguna de las propuestas alternativas al acuerdo de brexit de May votadas ayer -un total de ocho-, aunque acordaron oponerse a dejar el bloque comunitario sin acuerdo.

Distintos medios señalan, además, que el lunes 1 de abril se llevarán a cabo nuevas votaciones sobre las alternativas al acuerdo de May con la UE, con el objetivo de intentar alcanzar mayoría en alguna de ellas.

La apertura mixta en el Viejo Continente tiene lugar hoy después de que Wall Street cerrase con descensos una jornada en la que los bonos fueron otra vez protagonistas, ante el temor a que la ralentización económica global termine por extenderse a EEUU. Así, la del bono del Tesoro a 10 años se situó al cierre a su nivel más bajo desde el mes de diciembre de 2017, manteniéndose por debajo de la del bono a tres meses. El Dow Jones bajó un 0,13%, el S&P 500, un 0,46% y el Nasdaq, un 0,685.

Al otro lado del Atlántico, los inversores esperan nuevas informaciones sobre las negociaciones que están manteniendo EEUU y China. Según varios funcionarios estadounidenses, ambos países  han realizado progresos en todas las áreas de discusión en las negociaciones comerciales, con movimiento sin precedentes en lo que hace referencia a las transferencias obligadas de tecnología, aunque permanecen los obstáculos en asuntos como la propiedad intelectual y de las sanciones por incumplimiento.

No obstante, los funcionarios se negaron a especificar un calendario para las negociaciones, sugiriendo que se podría extender hasta junio. Además, destacaron que algunas de las tarifas impuestas por EEUU se mantendrán, respaldando el comentario reciente del presidente Trump sobre que su país podría mantener las tarifas para asegurarse del cumplimiento del acuerdo.

En la apertura de la sesión de hoy, el euro cede frente al dólar y se intercambia a 1,123 billetes verdes.

Según dijo ayer el presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, la institución cuenta con los instrumentos necesarios para cumplir su mandato y está dispuesto a adoptar las decisiones de política monetaria necesarias y proporcionadas para ello.

El italiano reiteró, además, que el BCE ajustará la orientación a largo plazo de los tipos de interés en función de las nuevas perspectivas de inflación. En este sentido, expresó la disposición del BCE para actuar si las perspectivas a medio plazo continúan deteriorándose de forma significativa. Según dijo, en tal caso, la entidad adoptará todas las decisiones de política monetaria que sean "necesarias y proporcionadas" al logro de su objetivo.

En el mercado de materias primas, los precios del petróleo bajan. El Brent de referencia en Europa cede un 0,58%, hasta los 66,85 dólares por barril, mientras que el West Texas estadounidense pierde un 0,62%, hasta los 59,05 dólares.

La Administración de Información de la Energía (EIA) publicó ayer que los inventarios estadounidenses de petróleo aumentaron en 2,8 millones de barriles en la semana del 11 de marzo. El consenso de analistas esperaba un descenso de los mismos de 2,2 millones de barriles. Por su parte, los inventarios de gasolinas bajaron en la mencionada semana en 2,9 millones de barriles (-3,6 millones esperados) y los de destilados en 2,1 millones de barriles (-0,8 millones).