La previsión de Ebitda ordinario era de 7.882 millones de coronas suecas, según SME Direct. El margen del Ebitda ha caído a 28,9% frente a 33,5%. Las ventas del cuarto trimestre han subido un 7,5% a 24.921 millones de coronas suecas, en línea con las previsiones del mercado.
TeliaSonera podría abandonar EspañaTeliaSonera arrastró en sus cuentas del pasado ejercicio el mal comportamiento de su negocio en España, Yoigo. La operadora sueco-finlandesa ganó en 2007 un 4% más que el año anterior hasta 1.880 millones de euros, resultado que ha estado por debajo de lo esperado. Sus divisiones de Rusia y Turquía compensaron las pérdidas registradas en nuestro país. La operadora podría anunciar próximamente su retirada del mercado español, tal y como publicaba un diario sueco esta semana. Y es que se ha encontrado con muchas dificultades para ampliar su escasa cuota de mercado y su rentabilidad en España donde, ahora mismo, ocupa la cuarta posición, muy por detrás de Telefónica, Vodafone y Orange. A ello se une el mal momento que atraviesa la compañía matriz que, próximamente, podría anunciar un paquete de medidas con el objetivo de ahorrar más de 500 millones de euros. La estrategia de crecimiento de la compañía podría pasar más adelante, según algunas fuentes, por aumentar su participación en operadoras como la rusa Megafon o la turca Turkcell.TeliaSonera se instaló en nuestro país en el año 2006 después de comprar el 80% de la operadora Xfera. En tan sólo uno año registró una cuota de mercado inferior al 1%, con unos 300.000 clientes. Nada que ver con las 18.200 líneas contratadas a noviembre de 2007, según los últimos datos presentados por la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones. La pregunta es ¿qué ha podido pasar? ¿por qué no ha conseguido despegar?. En opinión de Celine Giffard de Self Trade, Yoigo ha buscado sitio en un mercado ya “muy maduro” y “saturado” por los demás competidores. Son varios los factores que han jugado en su contra. La experta señala que, en nuestro mercado nacional no ha ocurrido lo mismo que en países como Francia o Alemania, “donde la entrada de competidores ha hecho mucho daño a ex monopolios como, en este caso, France Telecom o Deutsche Telecom”. Aquí, en España, el ex monopolio estatal Telefónica “se ha hecho más fuerte con la llegada de la competencia”, a pesar de tener las tarifas más caras de Europa. Y es que gracias a su infraestructura y a la prioridad que da a sus clientes, lo que vende es “seguridad” y contra eso, como señala la experta de Self Trade, es muy difícil luchar. A ello se suman las deficiencias técnicas que presentaron estos operadores ya desde sus inicios. En su momento, Jazztel, por ejemplo, sorprendió por sus atractivas tarifas pero, los usuarios llegaron a “desesperarse” cuando un mes después de pedir una línea, todavía no se les había instalado. No hay que olvidarse tampoco de la entrada, en el mercado español, de los nuevos operadores móviles virtuales que han abaratado las tarifas hasta un 67% frente a los precios de las operadoras dominantes. El desembarco de Eroski Móvil, Carrefour Móvil, Pepephone o Happy Móvil ha hecho daño a los líderes aunque apenas han alcanzado un 1% de cuota de mercado rozando el medio millón de clientes. Hay 50 millones de usuarios de telefonía móvil en nuestro país. Orange, por ejemplo, perdió por primera vez clientes de móvil en 2007 y disminuyó sus ingresos en telefonía fija aunque ganó peso en ADSL. A la cabeza continúa la filial de móviles de Telefónica, Movistar, con un 46% del mercado y que se atreve hasta a duplicar, a partir del próximo mes de marzo, el precio de sus mensajes multimedia. Un euro por cada MMS nacional frente a tarifas como las de Yoigo de 0,30 euros. El año pasado se vendieron 1.200 millones de móviles en todo el mundo y en 2008 se prevé vender 100 millones más. Si hay crisis, parece que no será en el sector de la telefonía móvil. Uno de los que más quejas concentra y que, en 2007 generó más denuncias que la telefonía fija y la conexión a Internet juntas. Entre ellas, Telefónica, acaparó el 37,4% según FACUA.