Telefónica I+D estudia una plan de bajas incentivadas voluntarias con los representantes de los trabajadores que afectarían a unos cien empleados con "perfiles profesionales obsoletos", según fuentes de la operadora. El comité de empresa de Telefónica I+D ha anunciado hoy en un comunicado que esta empresa está inmersa en un proceso de regulación de empleo y de otras medidas que podrían incluir la segregación o venta de actividades, para reducir a la mitad la plantilla de 900 trabajadores que tiene en su sede central de Madrid y en menor medida a los 300 de Barcelona, Valladolid, Huesca y Granada.