El presidente del grupo Telefónica, César Alierta, se ha mostrado convencido de que la compañía ganará el recurso a la multa de 151,8 millones de euros impuesta por Bruselas por abuso de posición de dominio en el mercado mayorista de la banda ancha.
Durante una conferencia organizada por el Club de Márketing de Zaragoza, Alierta dijo no entender el motivo por el que la Comisión Europea ha multado a la operadora. "He hecho muchísimos esfuerzos por entender por qué nos han puesto la multa y, todavía, no lo entiendo", insistió. Alierta explicó que Telefónica ya ha recurrido la multa y remarcó que la compañía "ganará en los tribunales". El presidente de la multinacional española aseguró que tiene una "magnífica opinión" de la Comisión, porque "hace una labor magnífica", pero precisó que "en este caso no estoy en absoluto de acuerdo con la comisaria" europea de Competencia, Neelie Kroes. Preguntado por la conveniencia de que el Gobierno español recurra la multa ante el Tribunal de Justicia de la UE, tal y como ha solicitado la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones, Alierta respondió que Telefónica es una empresa totalmente privada, y por tanto "nuestros problemas son los nuestros, y no los del Gobierno español o de cualquier otro". Alierta, quien subrayó que las tarifas de la operadora "no se van a ver afectadas absolutamente en nada" por la imposición de la multa, dijo tener un "máximo respeto" por los reguladores, pero subrayó que "el problema" de éstos es que "siempre van detrás de la ola". Defendió que Telefónica es, entre los antiguos monopolios europeos, el que "más ha evolucionado", y que "todos los demás van por detrás". Alierta señaló que Telefónica "cree fuertemente en la competencia porque es positiva", aunque reconoció que "todo lleva su ritmo y todo es relativo". También apuntó que el sector de las telecomunicaciones es el "único" que ha bajado los precios "sistemáticamente" durante los últimos siete años, incluidos los de la banda ancha, que ahora da "más velocidad por el mismo precio". Alierta dedicó unas palabras a France Telecom, cuya filial de Internet inició el proceso que ha provocado la multa a Telefónica, al afirmar que "hay empresas que tienen problemas de gestión y France Telecom es una de ellas". Telefónica ha subido en bolsa un 0,65% hasta los 17,07 euros.