La operadora presidida por César Alierta repartirá un dividendo de 1,4 euros por acción en 2010, lo que supone un incremento del 21,7%, según acaba de publicar en un hecho relevante remitido a la CNMV. Telefónica, que hoy celebra el Día del Inversor anunciará su objetivo de incrementar hasta un mínimo de 1,75 euros por acción el dividendo para el ejercicio 2012 y en esa misma fecha espera alcanzar un beneficio neto de 2,10 euros por acción.