El presidente de Telecom Italia, Gabriele Galateri, ha asegurado durante la Junta de Accionistas, que el grupo no tiene planes de fusión con Telefónica ni se plantea una ampliación de capital. La presión recibida por Telecom Italia suscitó ciertos rumores sobre una posible adquisición por parte de Telefónica, que posee una participación indirecta del 10% en el operadora transalpina, a través del holding Telco que controla un 24,5% de su capital. Telecom Italia perdió cerca de un 4% hasta los 1,40 euros por acción.
El presidente de Telecom Italia, Gabriele Galateri, descartó hoy una fusión de la compañía con la española Telefónica, una de las empresas que forma parte del consorcio Telco, que, con el 24,5%, es el principal accionista del grupo de telecomunicaciones italiano. "Con Telefónica desarrollaremos todas las sinergias posibles, pero no hay ningún proyecto de fusión, mientras que sí hay planes para aumentar el capital de la sociedad", señaló Galateri en la apertura de la junta de accionistas de Telecom Italia El responsable de la empresa respondía así a las peticiones de Marco Fossati, cuya familia posee el 4,5% de Telecom Italia, quien ha defendido en varias ocasiones la conveniencia de una fusión entre los grandes grupos de telecomunicaciones español e italiano. Galeari, en todo caso, resaltó que las empresas que integran el consorcio Telco son "robustas y fiables", lo que da a Telecom Italia la posibilidad de "trabajar con un horizonte amplio a medio y largo plazo". Además de Telefónica, componen el consorcio Telco compañías italianas como el grupo Sintonía (familia Benetton), la aseguradora Generali y los bancos Intesa-San Paolo y Mediobanca.