Casi plano, así termina el Ibex 35 este lunes después de pasar buena parte de la sesión en verde. El selectivo cedió al mal tono de Wall Street y se contagió de las caídas con las que comenzaban la semana los índices norteamericanos, aún así terminó en tablas con un ligero repunte del 0,01% hasta los 8.321 puntos. Comportamiento dispar de los pesos pesados españoles y cierre negativo del resto de plazas europeas. Todo ello mientras el petróleo cotizó a la baja en el entorno de los 51 dólares el barril de Brent y el euro cerró a la baja y se cambió por 1,3387 dólares.