La compañía española de aviación Spanair registró una pérdida neta en el primer trimestre de 2008 de 382 millones de coronas suecas (41 millones de euros), una cifra casi igual a la presentada en el mismo período del año anterior que fue de 379 millones de coronas suecas. La pérdida, que incluye los números de su filial Aerolíneas de Baleares, se incluye en el balance presentado hoy en Estocolmo por Scandinavian Airlines Systems (SAS). Tras anunciar la puesta en venta de Spanair el pasado junio, SAS empezó a contabilizar desde el último trimestre de 2007 el activo y el pasivo de la aerolínea española como activo a la venta, y a incluir su ingreso neto entre las operaciones discontinuas.