El consejo de administración de Sotogrande va a proponer a la junta de accionistas, que se celebrará el próximo 25 de junio, el pago de un dividendo bruto de 0,13 euros por acción, con cargo a los resultados del ejercicio 2006. También se pedirá autorización para la adquisición de acciones propias.
Durante la celebración de la junta se someterán a aprobación las cuentas anuales correspondientes al ejercicio cerrado a 31 de diciembre de 2006 y el informe de gestión tanto de la sociedad como de su grupo consolidado, así como la gestión del consejo de administración durante el pasado ejercicio. Asimismo, propondrá la renovación de los consejeros Eduardo Foncillas Casaus y Gustavo Gabarda Durán por un periodo de cinco años, como consecuencia del vencimiento de su mandato, así como el nombramiento de Deloitte como auditor de cuentas de la sociedad. Por último, pedirá la renovación de la autorización al consejo de administración para la adquisición de acciones propias, mediante su compra en un mercado secundario oficial y por un precio no inferior a su valor nominal, ni superior a su valor de cotización en el momento de la compra, sin que el valor nominal de las acciones pueda exceder del 5% del capital social.