El grupo de alimentación, agitado en los últimos meses por el relevo en su dirección y por los problemas financieros de sus anteriores gestores, vuelven a desacar hoy entre los valores más bajistas de la bolsa española, con una caída del 5%, hasta situar sus títulos por debajo de los 3 euros. En el acumulado del año, SOS suma un desplome superior al 73%, la mayor de todo el Mercado Continuo.