El ministro de Economía y Hacienda, Pedro Solbes, destacó hoy “la celeridad” del Gobierno socialista para hacer frente a la desaceleración que atraviesa la economía española, al haber aprobado en sólo dos meses de gobierno un paquete de medidas que implica rebajas impositivas y un aumento de la inversión y sin necesidad de “hacer decretazos ni recortes sociales”.
En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, Solbes señaló que el conjunto de medidas aprobadas hoy por el Ejecutivo pone fin al plan de choque anunciado por el Gobierno el pasado mes de abril para estimular la actividad económica. Para Solbes, el plan supondrá un impulso en la actividad a través de la rebaja de impuestos, el mantenimiento de las inversiones del Ejecutivo y garantizando la protección social a los ciudadanos. Según Solbes, se trata del mayor paquete de medidas económicas que ha puesto en marcha cualquier gobierno europeo y de un plan “coherente” con la actual situación que atraviesa la economía española y con el margen de actuación del que dispone el Ejecutivo tras “cuatro años de esfuerzos”.