La firma de inversión francesa ha revisado un 3% a la baja el precio medio esperado para el precio del petróleo en 2010, desde los 88,75 dólares de media hasta los 85,91 dólares. Société Générale justifica esta decisión en la mayor "aversión al reisgo" y a una revalorización mayor de la esperada del dólar.