El presidente francés, Nicolas Sarkozy, ha invitado a la Comisión Europea a revisar sus previsiones de déficit público de Francia, a la luz de las nuevas estadísticas de crecimiento de la economía gala. El Producto Interior Bruto (PIB) de Francia creció un 0,6% en el primer trimestre sobre el anterior y un 2,1% en 2007, ambas cifras superiores a las expectativas o a los cálculos anteriores, según los datos divulgados ayer por el Instituto Nacional de Estadística (INSEE).