Santander ha comunicado a la CNMV que controla el 1,99% de la petrolera Repsol YPF, tras llegar a poseer más del 3% pocos días antes. Según fuentes del primer banco español, esta participación corresponde a clientes de Santander, y se encuentra “muy diluida”.