El grupo farmacéutico Sanofi-Aventis ha anunciado un beneficio neto de 2.117 millones de euros en el primer trimestre, un 2,6% menos que el mismo período de 2006. Sin embargo, ha revisado al alza sus objetivos de resultados para todo el año.
La sociedad ha informado de que, basándose en los "buenos resultados" obtenidos en el primer trimestre, prevé ahora un crecimiento del 9%, en lugar del 6% previsto, de su beneficio neto ajustado por acción para todo el año. Si se excluyen elementos particulares, el beneficio neto ajustado por acción del cuarto grupo mundial del sector farmacéutico subió un 11% en el primer trimestre, según indicó la empresa en un comunicado. La facturación de Sanofi-Aventis en este período se cifró en 7.177 millones de euros, un aumento del 2%. Pero a perímetro y tipos de cambio constantes, se trata de un incremento del 6,9%. El resultado bruto creció un 2,1%, hasta los 5.569 millones, mientras que el resultado de explotación bajó un 8,6%, hasta los