La vicepresidenta del Gobierno y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, afirmó hoy que está dispuesta a realizar "todos los esfuerzos" para llegar a un "gran acuerdo" con la oposición sobre el decreto ley de ayudas a parados sin prestación.
Pero avisó de que conceder esas ayudas mensuales de 420 euros a todos los parados que se quedaron sin prestación desde el 1 de enero, como piden el resto de grupos, provocará un aumento del déficit. Ampliar las ayudas "significa detraer recursos de otras alternativas o incrementar nuestro déficit", indicó Salgado. "En una unión monetaria, el dinero no se puede crear si no es con incremento de déficit", subrayó al ser preguntada por si fijar la fecha el 1 de enero, en lugar del 1 de agosto que contempla actualmente la norma, es asumible desde el punto de vista presupuestario.

"Lo que estamos tratando es de construir un acuerdo que sea razonable sobre una medida que en si misma es positiva", prosiguió la vicepresidenta, que recordó que "es la primera vez que en España se toma una medida de este tipo".

"Es una medida positiva, es una medida que tiene coste, que por supuesto hay que contemplar en la situación de nuestras finanzas públicas. Y en este sentido, desde el ministerio de Economía y Hacienda hemos hecho los cálculos y lo que esperamos es que haya un gran acuerdo alrededor de este tema", dijo Salgado en declaraciones a la entrada de la reunión de ministros de Economía de la UE.