El grupo Sacyr Vallehermoso dijo hoy que no ha habido cambios en las condiciones del préstamo sindicado con el que financió la compra del 20,01 por ciento de Repsol YPF y por el que está obligado a aportar garantías adicionales cada vez que las acciones de la petrolera bajen de un determinado nivel. En una comunicación remitida a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el grupo explica que cuando los títulos de la petrolera estén por debajo del nivel establecido en el contrato, Sacyr puede aportar "cualquier garantía que resulte satisfactoria para la mayoría de las entidades acreedoras".