Reyal Urbis registró en el año 2009 unas pérdidas netas de 144,39 millones de euros, lo que supone una mejora del 83,5% frente a los números rojos de 875 millones de euros del ejercicio anterior, tal y como ha informado a través de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).