Renfe reforzó hoy sus servicios de AVE y Larga Distancia con un total de 2.500 plazas adicionales para atender al aumento de demanda del alrededor del 15% generada por los problemas que atraviesa el transporte aéreo a consecuencia de la nube volcánica.