The Reader's Digest Association Inc. informó que llegó a un acuerdo con sus acreedores sobre un plan de reestructuración que probablemente se completará bajo una solicitud de bancarrota preparada de antemano que busca reducir sus deudas. La compañía, que publica la revista que lleva su nombre, y que también tiene operaciones de mercadeo, decidió además no realizar un pago de 27 millones de dólares en intereses que vence el lunes sobre notas senior subordinadas al 9% que vencen en el 2017. La compañía dijo que utilizaría el período de gracia disponible de 30 días para continuar sus discusiones con sus acreedores.