Los beneficios netos de Qantas cayeron el 88 por ciento hasta los 104 millones de dólares en el último año fiscal que concluyó en junio, frente a los 794 millones de dólares que ganó en el ejercicio anterior, informó hoy la compañía aérea australiana. No ha habido nunca tiempos más volátiles y desafiantes para la industria mundial de la aviación, dijo en un comunicado el consejero delegado de la aerolínea, Alan Joyce.