Puma registró un beneficio neto de 112 millones de euros en los nueve primeros meses de 2009, lo que representa una caída del 50,2% con respecto al mismo periodo del ejercicio anterior, informó hoy la compañía. La cifra de ventas del fabricante de ropa deportiva en el periodo de enero a septiembre ascendió a 1.971,1 millones de euros, un 0,4% más que en los nueve primeros meses de 2008. El resultado operativo (Ebit) se situó en los 165,1 millones de euros en los nueve primeros meses del año, un 47,3% menos que a septiembre del pasado ejercicio.