La liquidez del mercado de divisas lo hace propicio para realizar trading, “pero también tiene contrapartidas”, avisa Yuri Rabassa, analista independiente, quien ha dado las claves para tener éxito en este mercado en las jornadas de Trading Room.

Hay que entender dónde estamos porque el mercado de divisas es muy diferente a otros. Es el más líquido de todos los mercados, mueve en un día todo lo que la bolsa en un mes. Pero hay una contrapartida, avisa Yuri Rabassa, analista independiente, ha dado las claves en las jornadas de Trading Room organizadas por Estrategias de Inversión, para triunfar a la hora de hacer trading en el mercado de Forex y también en otros mercados:

Primera clave
“La formación es fundamental porque en este mercado hay grandes profesionales y no les podremos ganar si no estudiamos”.

Segunda clave
“Controlar las emociones. Pueden ser el peor enemigo del trader, por lo que hay que saber convivir con ellas”. Y, es que, el trader suele tener miedo cuando la tendencia va en su contra o le puede superar la codicia, por lo que hay que saber controlarse. El miedo y la codicia no son buenos consejeros, por lo que “tenemos que aprender a controlarlas, por ejemplo, con yoga, deporte…”, recomienda Rabassa.
Tercera clave
“Hay que ser disciplinado y constante, siendo capaces todos los días de hacer lo mismo”.

Cuarta clave
“El apalancamiento hay que utilizarlo, pero solo en el momento adecuado”. Esta herramienta nos puede ayudar a multiplicar las ganancias, pero también destrozar una operativa.

Quinta clave
“Realizar un plan de trading, siempre por escrito”. En este sentido, hay que “elegir el tipo de trading, a largo plazo, por ejemplo, para las personas que no puedan estar delante del ordenador, además, se debe adaptar a su perfil. Éste da excelentes resultados. En cambio, el trading intradiario te permite tener una curva de crecimiento de capital importante, con menos vaivenes, pero puede ser una operativa muy absorbente”.
Rabassa quiso hacer referencia al libro “10 Forex Strategy” de Rob Booker, porque esta lectura “recomienda que nos conformemos con 10 PIPs diarios de ganancias, lo que nos permitirá hacer crecer nuestra cuenta de trading casi hasta donde nos lo propongamos con un apalancamiento medio”.
Además, también recuerda que “hay que hacer uso de los soportes, resistencias, pautas de agotamiento y líneas de tendencia. No hay que complicarse y estas herramientas son muy importantes”.

Sexta clave
Gestión monetaria, la cual, Rabassa comenta que “después de la psicología, es lo más importante, porque no hacerla correctamente puede destrozar un sistema ganador. Adremás, es una herramienta muy potente para controlar la codicia y el miedo y podemos hacer un seguimiento con respecto a los objetivos. No hay que arriesgar más de un porcentaje fijo y acordado antes de entrar en el mercado”.

Séptima clave
Backtesting, que “es probar nuestras estrategias con sucesos del pasado. Es, para muchos, la fase más aburrida, pero hay que machacarla mucho al principio y nos tiene que acompañar en los años”.

Octava clave
“Hay que realizar un diario de trading en el que debemos anotar cómo nos encontramos, nuestras emociones, qué eventos hay a lo largo del día, soportes, resistencias… y, al final, los datos objetivos, ganancias, pérdidas, pantallazos de la operativa y cómo nos hemos sentido”.

Novena Clave
“Hay que saber cuándo opero y cuánto tiempo para no obsesionarnos y ponernos nerviosos. No podemos pasarnos del tiempo fijado porque el sobretrading lleva a la pérdida de muchas cuentas”.

Décima clave
“Hay que plantearse unos objetivos realistas, moderados y alcanzables, porque no alcanzarlos nos puede producir ansiedad. El objetivo primordial, en este sentido, es mantener el capital. Así pues, si perdemos la mitad del capital, habría que doblar las ganancias”.


Puede seguir el Trading Room en directo pinchando AQUÍ