El secretario de Estado de Hacienda, Carlos Ocaña, afirmó hoy que aún "hay margen" para reducir más de lo inicialmente previsto el déficit en 2010 y sugirió que este recorte adicional podría centrarse más en el gasto que en los ingresos públicos. Además, dejó claro que este nuevo recorte afectará a las comunidades autónomas. Ocaña no quiso entrar en detalles sobre qué medidas implementará el Gobierno para reducir en 0,5 puntos más el déficit en 2010 y en un punto en 2011, cuestiones que abordará el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, en su comparecencia parlamentaria del miércoles, aunque dio alguna pista.