La empresa japonesa de electrónica NEC ha perdido 345,8 millones de dólares en el año fiscal 2006, el ejercicio que finalizó en marzo de 2007. Con ello, la compañía ha reducido a más de la mitad sus pérdidas de 818 millones de dólares de un año antes y ha incrementado sus ingresos un 7,2 por ciento con respecto al ejercicio fiscal anterior.
En el año fiscal 2006, NEC ha perdido por operaciones 238 millones de dólares, una cifra mejor que la obtenida en el ejercicio fiscal anterior. Según la empresa, esta mejora general se ha producido a pesar de la caída de sus ventas de semiconductores, la bajada general de precios en el sector y el esfuerzo presupuestario dedicado a investigación y desarrollo. También ha contibuido el proceso de reestructuración y de recorte de gastos en que está embarcada la compañía desde el año pasado. En concreto, NEC ha empleado en 2006 más de 125 millones de dólares a cimentar este cambio de tendencia en los resultados de la compañía. Para el año fiscal 2007, finalizará en marzo próximo, NEC prevé perder 125 millones de dólares y unos ingresos totales de 5.750 millones de dólares, un 0,3 por ciento menos que el ejercicio fiscal 2006.