El banco de inversión estadounidense adquirió 24.127.523 acciones de Iberdrola Renovables entre el 13 y el 20 de diciembre en su condición de agente de estabilización de la colocación. Morgan Stanley compró los títulos a un precio máximo de 5,30 euros y a un mínimo de 5,15 euros. Las acciones de la filial de energías renovables de Iberdrola caen un 1,06% a esta hora, hasta 5,59 euros.