La agencia de calificación crediticia Moody's ha rebajado de B1 a B3 con perspectiva negativa la calificación de las preferentes de Caixa Catalunya.