Tras el ‘mini-crash’ vivido en los altamente hinchados mercados de materias primas y en las posiciones bajistas contra el Dólar, parece que los mercados se han tomado un respiro y puede que hasta volvamos a ver movimientos de precios más en línea con el análisis técnico que lo visto hasta ahora.

En el gráfico adjunto (diario de EUR/USD), podemos ver que el par casi ha tocado el 61.8% de retroceso de Fibonacci (tercera línea horizontal) de la subida tendencial anterior, si tomamos como referencia el 1.34 como punto de inicio, lo que a mi juicio nos da una línea de tendencia clara, en lugar de tomar el punto de inicio del recorrido, que fue 1.2850 más o menos. El hecho que nos hayamos quedado a unos 50 pips de tocar ese nivel de retroceso nos avisa que esa zona aún no está fuera de peligro, y que es posible que el mercado la vuelva a testear para ver qué tal va de fuerzas (es lógico que haya manos fuertes que ahora intenten proteger las posiciones que adopatron en su día alrededor de ese nivel, por lo que volver a él haría saltar muchos stops en esas posiciones), aunque también existe la posibilidad que primero se intente desviar la atención y marcar nuevos máximos inter-semanales por encima de 1.4420 (zona de resistencia clara y donde también hay muchos stops que saltarían si el nivel se sobrepasase).

Como ven, el gráfico puede, por ahora volver a analizarse más o menos desde un punto de vista técnico, si bien a nivel fundamental, la guerra entre los que quieren aplastar al Euro y aquellos que buscan la ‘devaluación competitiva’ del Dólar se mantiene viva, con nuevos informes sobre la grave situación de la periferia de la zona Euro apareciendo en los mercados como por arte de magia, o bien los numerosos recordatorios al inasumible déficit que arrastran las cuentas de EE.UU.: y todo ello para recordarnos que, si bien los gráficos y la acción de precios son los que realmente cuentan, “ellos” están dispuestos a jugar un poquito con los números para hacer tambalear las cuentas de más de uno.

En los otros pares, me sigo interesando por el cambio USD/CHF, que esta semana ha visto como de nuevo la gran línea de tendencia bajista desde los 0.93 ha frenado su avance, mostrando que esa línea es realmente algo más que eso, que hay mucho interés en que se mantenga intacta y que, si se sobrepasa, el par puede tener amplio recorrido alcista. Una superación clara de los 0.89 sería una clara señal alcista en el par.

El cambio GBP/USD se ha apoyado en el soporte en gráfico diario en los 1.61 para lanzarse a buscar de nuevo los 1.63, pero las referencias nos empiezan a llegar a partir de los 1.6375, que es donde nos encontramos una anterior línea de soporte, ahora convertida en resistencia, por lo que por ahora podemos decir que se mueve en tierra de nadie, al igual que el cambio USD/JPY, que parece haber vuelto a su letargo incondicional tras un paréntesis de alta volatilidad que nos dio a entender que podía haber un cambio de tendencia…que por ahora no vemos.