Metrovacesa y sus dos grandes accionistas, Santander y BBVA, han comenzado una nueva fase de reactivación del negocio que culminará una con una OPV a inicios de 2018, según publica Cinco Días.

El diario económico resalta que la inmobiliaria, cuyo objetivo es convertirse en la gran empresa constructora de vivienda de España, ya ha contactado con seis bancos de inversión para presentar su hoja de ruta en la que se prevé como la gran OPV del próximo año en el mercado inmobiliario.

Cinco Días señala que las entidades contactadas por Metrovacesa son Morgan Stanley, Goldman Sachs, Credit Suisse, UBS, JP Morgan y Citi.

La inmobiliaria, controlada en un 70,2% por Santander, así como por BBVA (20,5%) y Banco Popular (9,1%), prevé su regreso al parqué “en la primera ventana de 2018”, apuntan las fuentes consultadas por Cinco Días.