El fabricante canadiense de componentes para automóviles Magna registró unas pérdidas netas de 405 millones de dólares (283,2 millones de euros al cambio actual) durante los seis primeros meses del presente ejercicio, en comparación con los 434 millones de dólares (303 millones de euros) de beneficio de 2008, informó hoy la compañía en un comunicado. Magna, una de las empresas que han presentado una oferta para entrar en el capital de Opel (General Motors), explicó que sus resultados se vieron afectados por las fuertes caídas de la demanda de automóviles y por los paros de producción que han llevado a cabo los fabricantes.