Que más tarde que temprano el Ibex 35 iba a llegar a niveles de 2009, era algo que el propio mercado estaba descontando después de despedir los 7500 puntos. La primera sesión de la semana ha comenzado con pérdidas del 2.76% que le arrastran hasta los 6.846 puntos. Una penalización que se vio ampliada por las fuertes caídas que experimentaron Sacyr Vallehermoso y ACS el día en que el Banco de España anunció una contracción del 0.4% en la economía española en el primer trimestre. En el mercado de divisas, el euro cotiza en los 1.31 dólares.
Jornada de caídas en la renta variable europea al calor de unas referencias económicas que no han dado respiro a los números rojos...y da igual de qué país hablemos. Roberto Moro, de Apta Negocios reconoce que los resultados de la primera ronda de las elecciones galas no han gustado al mercado “pues la incertidumbre prima y la delantera tomada por el candidado Hollande lleva a que ahora tratemos de adivinar las concesiones que están dispuestos a hacer los dos candidatos para llevarse el voto de una rediviva ultraderecha que se ha hecho con el 18.6% de los votos”. En nuestro país, el Banco de España ha anunciado una contracción del 0.4% en nuestra economía durante el primer trimestre del año, una décima por encima de lo previsto. Y para más inri, en Holanda el primer ministro, Mark Rutte, ha presentado la dimisión y la de todo el ejecutivo al no poder pactar nuevos recortes de déficit.

Así las cosas, los mercados de renta variable no han hecho sino cotizar con caídas las noticias. El CAC-40 perdió un 3%, el DAX superó el 3% de penalización mientras que el Ibex 35 retrocedió un 2.7% hasta los 6.846 puntos. Boni Aguado, responsable en Madrid de Banco Echevarría reconoce que estamos en un entorno tan débil “que cualquier referencia hace que se cotice en negativo. Eso sí, los 6700 puntos deberían actuar como muro de contención que frene las caídas del selectivo español”.

El sector de la construcción sufrió

Entre los valores que más apoyaron los números rojos de la sesión, Sacyr Vallehermoso. La compañía perdió más de un 12% hasta los 1.4 euros- “Al valor le ha cogido el tema de Repsol y es posible que se deshaga de parte de la constructora, está en un sector al que le toca desinvertir”, reconoce Aguado. Un valor sobre el que además se especula que podría abandonar el Ibex 35. A pocos pasos, ACS perdió más del 10% de su cotización – que cerró en los 13.49 euros- en tanto que FCC retrocedió un 7.1% a cierre de la sesión, hasta los 12.15 euros.

A pocos pasos, Repsol recortó cerca de un 6% el precio de su cotización, que mañana comenzará a cotizar desde los 14.03 euros. Los dos grandes bancos también sufrieron caídas del 1.5% que llevaron a Banco Santander hasta los 4.68 euros en tanto que BBVA amplió sus caídas hasta el 1.9%, cerró en los 5 euros. Telefónica cerró en los 10.76 euros tras una penalización del 2.7% mientras que Iberdrola descontó un 2.7% de su precio, con lo que marcó en los 3.49 euros, su último precio.

En positivo sólo consiguió cerrar en positivo. Una revalorización del 0.3% hasta los 7.76 euros. Minutos después del cierre, el Comité Asesor Técnico del Ibex ha anunciado que Ebro Foods será el valor que salga del Ibex 35 - tras la incorporación de DIA- . El título cerró en los 13.13 euros tras una penalización de más del 1.7%.