El presidente de Telefónica, César Alierta, y el de Portugal Telecom (PT), Henrique Granadeiro, tienen previsto reunirse esta misma semana para limar sus diferencias estratégicas a petición de varios accionistas de la operadora portuguesa, según publica hoy Diario Economico.
Según el diario, algunos accionistas quieren que ambos responsables se reúnan antes del consejo que tiene PT este viernes, mientras que otros también han pedido que se produzca un acercamiento. La presión de los accionistas para que se produzca un encuentro viene tras las ampollas que levantó en el consejo de PT la decisión de Telefónica de votar en junta extraordinaria a favor de eliminar los blindajes del grupo, algo que de haber cuajado habría dejado a la portuguesa en manos de su rival Sonaecom. Un portavoz de Telefónica prefirió no hacer comentarios sobre la noticia. Telefónica y Portugal Telecom comparten la propiedad de Vivo en Brasil, una joya codiciada por ambas partes, y de Meditel en Marruecos.