Los precios de las viviendas en el Reino Unido se estabilizan debido a un mayor interés en las propiedades de posibles compradores y a la caída de los inmuebles puestos a la venta, señaló hoy el Royal Institution of Chartered Surveyors (RICS), colegio profesional que sigue la evolución del sector. Por séptimo mes consecutivo, en mayo pasado hubo un incremento del número de personas interesadas en comprar una vivienda, pero menos vendedores, según el RICS, que cree que los precios de los inmuebles, que registraron un fuerte descenso en el último año, se estabilizan. El RICS evalúa el nivel de confianza de los agentes inmobiliarios y de los peritos encargados de analizar la estructura de una propiedad antes de que se pueda proceder a su venta.