Los pedidos de bienes a las fábricas de Estados Unidos aumentaron un 1,4% en marzo, mucho más que lo esperado por los analistas y debido principalmente a los encargos de computadoras y maquinarias, según ha indicado hoy el Departamento de Comercio. Si se excluyen los bienes de transporte, que son los más caros por unidad, los pedidos subieron un 2,2%, el mayor avance en un año. Los encargos de bienes duraderos subieron en marzo un 0,1%.