Los préstamos concedidos al sector privado de la eurozona descendieron en septiembre frente al mismo periodo del año pasado, lo que pone de relieve las notables restricciones de financiación a empresas y hogares, que podrían perjudicar la recuperación económica de la región. Los créditos al sector privado disminuyeron un 0,3% en septiembre, tras subir un 0,1% interanual en agosto, según los datos publicados el martes por el Banco Central Europeo.