Los accionistas de la multinacional española del sector del juego privado Codere han aprobado durante su junta general la salida a Bolsa de la compañía. El objetivo es encontrar vías de financiación, para hacer frente a oportunidades de expansión y crecimiento futuras. Actualmente, el capital de Codere está controlado en un 84,5 por ciento por los hermanos José Antonio, Luis Javier y Encarnación Martínez Sampedro; un 7,3 por ciento por otros miembros de la familia Sampedro, y el 8,2 por ciento restante por accionistas minoritarios.