El ministro británico para la Empresa y la Reforma Reguladora, Peter Mandelson, ha convocado para el próximo 18 de marzo una reunión a puerta cerrada de dirigentes empresariales de países industriales avanzados y emergentes. En la llamada Conferencia Empresarial del G20, que se celebrará en el número 10 de Downing Street, residencia oficial del primer ministro británico, Mandelson tratará de analizar el impacto que están teniendo en la actividad empresarial global las intervenciones de los gobiernos frente a la actual crisis económica y financiera.