El mercado americano comienza esta sesión de viernes a la baja tras conocerse que el índice de precios al consumo creció ocho décimas, lo que supone su mayor repunte en dos años. Los inversores temen que este repunte complique los planes de la Reserva Federal sobre futuros recortes de los tipos de interés. La Fed bajó esta semana los tipos y anunció un plan coordinado con otros bancos centrales para ofrecer mayor liquidez al sistema bancario mundial. Pero mientras trata de estimular la economía de Estados Unidos y hacer más accesibles los préstamos, la Reserva Federal tiene que mantener un ojo en la inflación. Así las cosas, en los primeros minutos de negocio, el Dow Jones se deja un 0,81% hasta los 13.408 puntos, el tecnológico Nasdaq cede un 0,78% hasta los 2.647 puntos mientras que el S&P 500 cae un 0,81% hasta los 1.476 puntos.
Jornada de ventas generalizadas para la renta variable estadounidense tras conocerse que el índice de precios al consumo registró en noviembre un repunte del 0,8%, la mayor subida en más de dos años, debido al fuerte incremento en los precios de la gasolina. De este modo, la tasa interanual se eleva hasta el4,3% frente al 4,1% del mes anterior. Los expertos esperaban una subida del 0,6% y una tasa interanual del 4,1%. Mientras, la tasa subyacente subió un 0,3% cuando el mercado esperaba un alza del 0,2%. Una jornada en la que también se conoció que la producción industrial creció un 0,3% en noviembre impulsada por la mayor producción de autos, camiones y computadoras. Gráfico del Dow Jones