Las ventas minoristas de Estados Unidos descendieron un 1,1% en marzo respecto al mes anterior, cuando se produjo un aumento del 0,3%, dato revisado hoy al alza en cuatro décimas respecto a la primera estimación, que era de una caída del 0,1%. El consenso de mercado, sin embargo, esperaba una subida del 0,3%. Las ventas minoristas sin tener en cuenta la comercialización de automóviles cayeron un 0,9%, un dato mucho peor de lo esperado, que era que se mantuvieron sin cambios.