Las familias y empresas que se declararon en concurso de acreedores (suspensión de pagos y quiebras) ascendieron a 1.095 durante el tercer trimestre del año, lo que supone un incremento del 29% respecto a igual periodo de 2008, según la Estadística de Procedimiento Concursal publicada hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Este repunte es muy inferior al experimentado en el segundo trimestre de 2008, cuando los procedimientos concursales aumentaron un 173% en tasa interanual. Además, hay que destacar que en el tercer trimestre de 2009 se han registrado un 36,6% menos de concursos que en el trimestre inmediatamente anterior, lo que apunta a que las declaraciones de quiebra se están desacelerando.