La bolsa neoyorkina no se libra de la volatilidad de la cuádruple hora bruja. Los índices norteamericanos han abierto con signo dispar luchando con todas sus fuerzas por continuar con la racha de 8 sesiones en cierre positivo. Tras el pistoletazo de salida, el Dow Jones sube un 0,01% hasta los 10.779 puntos, el Nasdaq pierde un 0,04%, lo mismo que gana el S&P 500. En el mercado de divisas el dólar se reaviva ante las dudas que despierta Grecia y pone al euro contra las cuerdas del 1,35 dólares. Sin embargo, ante esta fortaleza de la moneda americana, el barril de petróleo retrocede a los 81,57 dólares.
Ante la falta de datos macroeconómicos que dirijan la jornada, los inversores se dejan llevar por la corriente volátil de la cuádruple hora bruja. El vencimiento de futuros y opciones también al otro lado del Atlántico atrae y aleja a los accionistas poniendo las cosas complicadas al Dow Jones para cerrar su novena sesión consecutiva en verde.

Las empresas que hoy dan qué hablar…

Son las tecnológicas. El sector refugio para muchos expertos bursátiles hoy comienza con mal pie. Por ejemplo, Palm está recibiendo un importante vapuleo de los inversores. El valor se desploma un 16,64% luego que el jueves la tecnológica reconociera haber perdido 22 millones de dólares en su tercer trimestre fiscal.

Otra empresa especializada en hardwares, Apple, tampoco corre buena suerte tras la apertura. Actualmente la compañía de la manzanita está trabajando para obtener contenido para su computadora tipo tableta iPad y rebajar el precio de algunos de éstos a pocas semanas de su lanzamiento. Eso sí, aunque la iPad aún no ha llegado a las tiendas, la demanda es considerable. Aún así, la cotización cae un 0,36% en un día de luto para la empresa tras fallecer el jueves su director, Jerome B. York.

En el apartado de software la batalla de Google en China recuerda a la hazaña de aquel joven chino que paró los tanques en la plaza de Tian'anmen. El gigante de los buscadores por Internet no está dispuesto a ser sometido por las estrictas leyes chinas y, según anuncia la prensa norteamericana, podría cerrar sus operaciones en el país asiático en abril. Ante estos rumores, el valor cede un 0,28%.

Dejando de lado a las tecnológicas, el fabricante de aviones y equipos aeroespaciales Boeing ha declarado que planea aumentar la producción de sus aviones 777 y 747 antes de lo esperado en medio de la creciente demanda en el sector de las aerolíneas. Buenas noticias para la compañía que lo celebra en la bolsa con una subida del 2,07%.