La Unión Europea reclamó hoy a Grecia más medidas de ajuste para garantizar que cumplirá su objetivo de recortar su déficit público un 4% del PIB -del 12,7% al 8,7%- para evitar el riesgo de quiebra. El Gobierno de Atenas, que se enfrenta a crecientes protestas sociales, aseguró que cumplirá su plan anticrisis pero avisó de que no puede asumir recortes excesivos.