La tasa de proyección de empleo neto en Estados Unidos para el último trimestre de este año es del -3%, la cifra más baja desde que en 1962 la compañía Manpower empezó a elaborar ese indicador, con el que calcula la intención de contratación de los empresarios. Tras encuestar a 28.000 directivos estadounidenses, la empresa, con sede en Wisconsin, informó hoy de que el 69% de ellos no prevé variar la plantilla de sus empresas entre los próximos meses de octubre y diciembre, el 12% planea aumentarla, el 14% reducirla y el 5% está indeciso.