La Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) ingresará 1.254 millones de euros y obtendrá plusvalías de 894 millones de euros en caso vender su participación del 2,95% en Endesa, en el marco de la OPA formulada por Enel y Acciona sobre la eléctrica española. Las plusvalías que conseguiría SEPI si decide vender su participación a la italiana y al grupo presidido por José Manuel Entrecanales serían aún mayores sumando los 35,6 millones de euros cobrados por el 'holding' estatal por el dividendo pagado por Endesa el pasado 2 de julio, que fue ya descontando de la oferta inicial, dejando el precio definitivo de la OPA en 40,16 euros.
Además, en lo que ha sido la pugna por el control de Endesa en lo que va de año, SEPI ya se embolsó otros 15,6 millones como dividendo a cuenta de 2006 (0,50 euros por acción) y otros 4,7 millones de euros por la prima de asistencia de 0,15 euros que la eléctrica pagó por la junta extraordinaria de accionistas que finalmente no celebró. A esto habría que añadir otros 4,7 millones de euros por la prima de asistencia de 0,15 euros que Endesa volverá a pagar en la junta de accionistas que se celebrará el próximo 25 de septiembre. La participación del grupo público en Endesa procede de la renuncia de los bancos colocadores a ejercer sus opciones de compra en 1998, cuando se procedió a la privatización de la eléctrica. VENDER CUANDO SE DIERA "LA MEJOR OPORTUNIDAD". El presidente de SEPI, Enrique Martínez Robles, ya indicó en noviembre del pasado año que la sociedad vendería su participación en la eléctrica cuando se diera "la mejor oportunidad". "No tenemos vocación de seguir en Endesa y la venta de estas acciones se hará absolutamente de manera profesional, yendo a la opción que determine un mayor valor patrimonial para SEPI", manifestó Martínez Robles. De todas maneras, ya en la última mejora de precio de la oferta de E.ON, hasta 40 euros por acción, el consejo de administración de la SEPI decidió no acudir a la OPA. Sin embargo, el Consejo Consultivo de Privatizaciones (CCP) consideró a finales de junio que SEPI debería decantarse por la OPA que establezca una contraprestación económica más elevada y que se realice en efectivo, para desprenderse de sus participaciones en Endesa e Iberia, donde posee un 5,16%. El CCP estimó que la sociedad debería, en principio, dar preferencia a aquellas ofertas que se realicen en efectivo y descartar, "salvo, una fuerte justificación", aquellas OPA's que ofrezcan parte del precio a través de acciones. Además, el consejo de administración de Endesa valoró el pasado 3 de agosto "favorablemente", por unanimidad, la oferta de Enel y Acciona, al considerar que "es adecuada, desde un punto de vista financiero", para los accionistas de la eléctrica, convocando una junta general extraordinaria de accionistas para el próximo 25 de septiembre para modificar sus estatutos, especialmente, el levantamiento del límite del 10% en el ejercicio de los derechos de voto.