La producción de los fabricantes de materiales de construcción caerá hasta un 30% al cierre del año debido al derrumbe en la edificación y a la parada de la ejecución de obra pública, generada por la crisis económica. Desde las distintas patronales del sector advierten que el descenso de la producción de materiales como azulejos, cerámica, madera, muebles, hormigón o cemento continuará de cara a 2010.